Está creándose fuerte inconformidad entre los moto repartidores de Tortilla,  debido a que ellos para que los dejara trabajar el ayuntamiento de Champotón los hizo pagar hasta lo que no tienen, y se firmó una minuta donde se dijo que no se dejaría ninguna otra personas que vendieran  fuera de las tortillerías, solo ellos eran los únicos autorizados y han visto que hay muchos industrializadores de la masa y la tortilla en complicidad con expendedores en tiendas, se sigue vendiendo haciéndoles así, la competencia desleal y el ayuntamiento se hace  los que no ven pero si los hicieron que pagaran hasta derecho de piso.

 

   Lo anterior lo dieron a conocer las conyugues  pagan 80 pesos mensual  y son 20 los registrados así que al mes pagan la módica cantidad de 1 mil 600 cada mes,  cumplieron con eso, lo repartidores de tortillas debido a que sus esposos que se ganan  la vida para llevar el sustento diario a sus hijos, les hicieron la vida imposible las autoridades del Municipio, hasta los mandaron a detener con la policía, para que ellos pusieran en regla, sus documentación desde la licencia hasta la tarjeta de salud, y el pagos de derechos de piso que hacen ellos para poder trabajar Indico Mirza  Cahuich Otero, Graciela  Jiménez Xool Teresa Díaz Pérez, y Herlinda Puch No..

  Según les dijeron las autoridades que debían de entrar al reglamento, para que de esta forma nadie pudiese competir con ellos no abrían más expendios de venta de tortillas solo ellos, pro no fue así, porque los mismos  dueños de tortillería son los que le mandan tortilla a las tienditas, eso lo consideran una atraco que les hacen a  los moto repartidores de tortillas, porque mientras que ellos pagan , hasta el impuesto por vender, dinero que les merma sus ganancias,  porque son 19 mil 200 que tienen pagado en el año aparte el pagos de licencia y lo de salud.

    Por lo tanto señalan las motos repartidores de tortillas que ya se preparan para ir a ver a  las autoridades para saber que,  van hacer porque a ellos los obligaron a agruparse y estar bien constituidos y eso les costo más de 7 mil pesos ese documento y les parece mal que ahora las autoridades no los quieran  apoyar en controlar las ventas de los molinos a las tiendas.